CLC
CLCCLC
CLC
Odontología

RESERVA DE HORA

 

Escoja el día, hora y especialista que prefiera, buscando por nombre del médico o la especialidad que necesite consultar.

Teléfonos de contacto

Mesa Central: 2 2210 4000
Reserva de Hora: 2 2610 8000
Rescate CLC: 2 2610 7777

El desarrollo de los dientes

Desarrollo de los dientes

 Al nacer, el niño tiene debajo de las encías un juego completo de 20 dientes, que esperan para erupcionar. Estos primeros dientes comienzan a salir alrededor de los seis meses de vida y continúan haciéndolo y desarrollándose hasta los tres años.

Los dientes temporales comienzan a empujar a través de las encías, que se pueden ver inflamadas o con pequeñas puntas blancas.

El niño puede salivar mucho, se pone las manos en la boca, quiere morder objetos, y está inquieto, irritable y mañoso por la molestia.

Para aliviar el dolor, masajee las encías del niño. Lávese bien las manos, ubique las partes inflamadas y frótelas con el dedo durante unos minutos.

Ofrézcale objetos blandos para morder, como aros de goma especiales. Es preferible que los padres le proporcionen los objetos a morder, para evitar que se meta en la boca elementos con los que se puede atragantar.
 

Lactancia

La lactancia materna es fundamental durante el primer año de vida, no sólo por la parte afectiva, y por sus cualidades nutritivas e inmunológicas, sino también por los estímulos que proporciona para el crecimiento de los maxilares.
 

Dientes temporales

Después de los seis meses ya han comenzado a aparecer los primeros dientes del total de 20 que conforman la dentición temporal, 10 en cada maxilar. En orden y desde el centro y hacia atrás se denominan: incisivo central, incisivo lateral, canino, primer molar y segundo molar temporal.
 

Fechas de erupción

  • Incisivos centrales inferiores: Salen entre los seis y siete meses.
  • Incisivos centrales superiores: Aparecen entre los siete y ocho meses.
  • Incisivos laterales superiores: Entre los ocho y diez meses.
  • Incisivos laterales inferiores: Comienzan a aparecer entre los 10 y los 15 meses de edad.
  • Primeros molares: Erupción desde los 12 y los 18 meses de vida.
  • Caninos: Aparecen desde los 16 a los 20 meses del niño.
  • Segundos molares: Son los últimos en salir, entre los 20 y los 30 meses.


Los dientes temporales cumplen en los niños las mismas funciones que los permanentes en los adultos. No por ser temporales se le debe restar importancia a su cuidado.

El atraso en la erupción dentaria es normal, y los rangos de edad mencionados representan un promedio. Cuando se presenta un atraso ya notable en la erupción dentaria es prudente consultar al Odontopediatra.

 

La limpieza de los primeros dientes es fundamental

Cuando erupcionan los dientes, los esfuerzos deben ser dirigidos a mantenerlos sanos, sobre todo cuidando de efectuar un buen cepillado. Hasta los seis o siete años esta responsabilidad es de los padres, y más tarde el niño debe ser capaz de cepillarse solo y bien.

La limpieza debe comenzar en cuanto salen los primeros dientes, pasando una gasa o cepillo pequeñito después de su alimentación, al principio en forma de juego para que el niño se acostumbre a la sensación.

Es importante utilizar un cepillo adecuado a su edad, de cabeza pequeña, contornos redondeados, fibras de nylon suave y mango firme para que pueda ser manejado con seguridad por el adulto que limpia.