Mi Clínica
 

Si desea crear su cuenta de acceso debe dirigirse a cualquier módulo de informaciones para solicitar su clave.

 
 
 

Cambio de dientes

A esta edad todavía es importante que los padres supervisen de cerca la higiene dental de los niños.


No sé cómo mi hijo tiene tantas caries, debe ser porque come muchos dulces”, dicen algunas mamás cuando llegan a la consulta del odontólogo. Sin embargo, pese a que el elevado consumo de dulces favorece la aparición de las temidas “picaduras”, a juicio de los especialistas, la principal medida de prevención tiene que ver con una adecuada higiene. “La carie dental es una destrucción de los tejidos de los dientes, ocasionada por la acción de los ácidos que producen las bacterias de la placa bacteriana, depositada en las superficies dentales. La mayor parte de las caries se debe a una falta de prevención y una limpieza bucal deficiente”, explica la doctora Ximena Larach, odontopediatra de CLC. En ese sentido, la profesional sostiene que los verdaderos responsables de la salud dental de los niños son los padres, quienes deben ayudar personalmente o supervisar de cerca que el cepillado se realice en forma correcta. Esto cobra especial relevancia en esta etapa.

“A los seis años empieza la erupción de los dientes definitivos y hasta aproximadamente los doce años el niño va a tener una dentición mixta, piezas temporales y permanentes. Por otra parte, a esta edad aparece también el primer molar definitivo, que se denomina ‘molar de los seis años’, justo por detrás del último molar temporal. Esta erupción suele pasar desapercibida tanto para los padres como para los mismos niños, por lo que es habitual que no los incluyan en su cepillado”. Lo anterior se ve agravado por el hecho de que la corona de estos primeros molares (son cuatro en total), presenta numerosos surcos, fosas o fisuras, que facilitan el depósito de placa bacteriana y, por ende, la formación de caries.

“Es importante que los padres estén en conocimiento de la aparición de estas nuevas piezas. Más que impedirles comer alimentos dulces, yo les aconsejo que traten de evitarlos entre comidas y que, si los consumen, se laven luego los dientes”, subraya la doctora.


Rutina de limpieza


Las armas más importantes para luchar contra la formación de placa bacteriana causa primaria de la formación de caries es el cepillado diario y el uso de hilo dental. “Enseñar a los hijos métodos de higiene bucal apropiados es una inversión en salud que reportará dividendos de por vida”.

Como regla general, el ideal es lavar los dientes después de cada comida y, como mínimo, después del desayuno y la comida de la noche. El cepillo debe ser pequeño es un error pensar que los grandes limpian más y de consistencia mediana; hasta los seis años se puede utilizar una pequeña cantidad de pasta infantil, como del tamaño de una arveja, pero cuando ya aparecen los dientes definitivos es preferible la de adultos, que contiene una cantidad adecuada de flúor. A partir de los cuatro años se debe comenzar a usar el hilo dental antes del cepillado de la noche, pero se recomienda a los padres ayudar en su empleo hasta alrededor de los ocho años. “Antes de eso los niños no tienen la motricidad necesaria para hacerlo en forma correcta”, puntualiza la especialista.

Otras medidas de prevención que pueden indicar los odontopediatras son los sellantes material plástico protector que se aplica sobre las superficies masticatorias de los molares, que impide la entrada de bacterias a las fosas y fisuras, y la aplicación de barnices o geles de flúor que, a diferencia de los sellantes que duran años, deben repetirse con cierta periodicidad.


Tips para padres


Las escobillas dentales deben cambiarse, idealmente, una vez al mes o cuando las cerdas se vean gastadas o abiertas.

Lleve a sus hijos a controles dentales periódicos y por ningún motivo los “amenace” con el dentista.

Cuando sus hijos consuman alimentos ricos en almidones o azúcares, trate de que lo hagan junto a las comidas para su posterior cepillado. Éste debe hacerse con movimientos circulares, limpiando diente por diente por todos sus lados, y finalizando con la limpieza de la lengua.

Con la colaboración del departamento de Odontología de CLC. Ximena Larach.


Ubicación y videos


 

Visítanos 

Ubicación


Pediatría
Edificio 4 Rojo,
Piso 3

 

Horario de Atención


Lunes a viernes
de 8:30 a 20:00 hrs.