Mi Clínica
 

Si desea crear su cuenta de acceso debe dirigirse a cualquier módulo de informaciones para solicitar su clave. En caso de no tenerla, puede pedirla aquí

 
 
logo clc
  logo clc
Recién Nacido

Cuidados del recién nacido

Por decirlo de alguna manera, durante 9 meses fuiste el "hogar" de tu guagua, la cuidaste y protegiste llevando una alimentación y estilo de vida saludable. Sin embargo, cuando nace, los recién nacidos tienen una serie de necesidades que pueden inquietarte o causar temor.

Tranquila, a través de esta guía, te entregaremos una serie de consejos para poder sobrellevar y disfrutar esta etapa, para que así tu guagua conozca de la mejor manera su nuevo mundo.

Los primeros cuidados del recién nacido:

Al nacer, el equipo médico le hace un exhaustivo examen a la guagua, con mucho cuidado para aplicar los primeros cuidados, sin intervenir demasiado.

El primer contacto con la madre:

El primer contacto del recién nacido con la madre trae beneficios inmediatos y forja un lazo de contacto entre los dos, que logra dar un acogedor recibimiento al recién nacido.

El vínculo afectivo se logra por el reconocimiento de los dos, llamado impronta afectiva, beneficioso para el comienzo de la lactancia. Aquí, se crea una sinergia entre las hormonas (oxitocina) de la madre y la positiva recepción de la guagua. En algunos casos se deja al recién nacido desnudo en el pecho de la madre y éste repta hasta lograr alimentarse, reduciendo el tiempo y consiguiendo una succión espontánea y efectiva.

El contacto entre los dos hace que el recién nacido regule y mantenga su temperatura temporal, siendo tanto o más efectivo que una incubadora.

Por otro lado, el llanto del niño se reduce considerablemente al estar en contacto. Aquí, madre e hijo logran reconocerse a través de los sentidos, el olfato y el tacto juegan un rol fundamental para asociaciones cerebrales.

Posterior al primer encuentro, el niño es atendido junto a su mamá por un equipo especializado de matronas. Al recién nacido se le realizan una serie de actividades de rutina, tales como: control de peso, talla, ligadura del cordón y administración de vitamina k intramuscular (para prevenir hemorragias en el RN).

Se le pone un brazalete de identificación, con apellidos paterno y materno, peso y sexo. En este proceso el papá puede acompañar a su hijo, ya que es el primer momento en que están los dos solos. Esto le permite tener un rol más activo y le da mucha tranquilidad a la mamá. Luego es llevado a la sala cuna, donde es recibido por personal especializado en neonatología, para observar las primeras horas de transición, realizar exámenes (en caso de ser necesario), para ver su evolución y desarrollo en el nuevo medio.

En esta transición, es primordial velar por su termorregulación (regulación de la temperatura corporal), donde puede ser necesario instalar al pequeño en una cuna de calor radiante o calefaccionada, o bien seguir en contacto piel con piel con su madre en la habitación y realizar apego.

Durante la permanencia del recién nacido en Clínica Las Condes, se le realizan algunos exámenes:

• Determinación del grupo de sangre y Rh sanguíneo.
• Test de Coombs, que detecta la presencia de anticuerpos, en especial en mamás Rh negativo. Estos dos exámenes se efectúan con una muestra de sangre extraída del cordón umbilical.

(Luego, transcurridas 40 horas de vida)

• Screening neonatal de fenilquetonuria e hipotiroidismo (PKU y TSH).
• Sreening cardiológico (sólo una luz en su dedo)
• Se le administra una vacuna BCG contra la tuberculosis que "brota" alrededor del mes de vida.

Después de los exámenes de rigor, el niño es vestido y llevado a la habitación de la mamá para que estén juntos.

Controles pediátricos

Los controles pediátricos se realizan entre los 7 a 10 días de vida, al mes y luego una vez al mes por los primeros 12 meses de vida. En estos controles, el pediatra supervisa y orienta la alimentación, controla el adecuado incremento de peso y talla, y está atento a la aparición de patologías. También va indicando las vacunas obligatorias y las optativas, realizando educación constante a los padres, advirtiendo que todo niño menor de tres meses que presente alza térmica sobre 38°C, deje de alimentarse normalmente o esté muy decaído, debe ser evaluado por un doctor.

Vista 2320 veces