BlogVolver al blog

¿Qué hacer con adolescentes desmotivados?

31 de octubre, 2018 Adolescentes
La comunicación entre padres e hijos siempre es una buena alternativa para solucionar problemas.

Adolescentes que responden a todo como si no les importara, o que no cumplen con sus deberes ni quieren ayudar en casa, son situaciones con las que muchos padres se encuentran y no siempre saben cómo reaccionar. ¿Qué las motiva?

La doctora Javiera Mayor, psiquiatra infanto juvenil de Clínica Las Condes, señala que el adolescente puede perder la motivación, porque siente que los límites a los que es sometido son injustos cuando, por ejemplo, la crianza se ha centrado en el castigo más que el refuerzo positivo y no se siente valorado. “Pero también se pierde la motivación, porque los padres gratifican en exceso a sus hijos, les dan todo, no los dejan frustrarse y se produce un síndrome donde las cosas no logran motivar”, dice.

Los padres deben dejar claras las normas y límites, pero también poder valorar los esfuerzos del hijo, haciendo refuerzo positivo y no centrándose sólo en el castigo. “El adolescente necesita que se escuche su opinión, no hay que sobre-hacerse cargo y dejar que el adolescente no haga nada”, dice.

Por otro lado, no sirve repetirle 20 veces que haga algo si al final la mamá va a ir a hacerlo por él y seguirá quejándose ante un hijo que seguirá más pasivo. “Eso hay que revertirlo. Ser consistente, si yo pongo tal regla tiene que cumplirse. Si por cansancio o agotamiento voy cediendo el adolescente va invirtiendo los roles, los padres se ponen al nivel de los hijos, se produce indiferenciación de la jerarquía”, sostiene.

El doctor Hernán Álvarez, psiquiatra infanto juvenil de Clínica Las Condes, indica que el desafío es diferenciar el “no estoy ni ahí, porque no quiero” del “no estoy ni ahí, porque no me motiva”. “No estar motivado tiene todo un mundo de factores que pueden influir. Estar oposicionista tiene una queja implícita que el sistema debería valorar”, dice.

Ante límites que no se cumplen tras repetir muchas veces, sostiene, hay que tomar cierto grado de distancia, darles tiempo para que se den cuenta. Decir, por ejemplo: ‘¿cuándo vas a ordenar tu pieza? Si no vas a ordenar, entonces cierra la puerta porque no la quiero ver desordenada. Tomar distancia esperando que se dé cuenta, pero no terminar haciendo las cosas por ellos.
Vista 266 veces
Leer articulo completo

Noticias relacionadas

La importancia del juego en los niños

02 de diciembre, 2019 Niños

Además de ser divertido, jugar ayuda al desarrollo de distintas habilidades tanto sociales como psicológicas y emocionales. Por eso, también es importante saber qué juguete elegir según la edad de cada niño.

Leer más

Cómo manejar el estrés

28 de octubre, 2019 Tratamiento y Recuperación

El cansancio de fin de año y la presión por subir notas y cumplir con las expectativas pueden causar estrés y angustia en niños y jóvenes. Tomar algunas medidas puede ayudar a terminar el año de mejor manera.

Leer más

Comentarios

Comments
Este post actualmente no tiene comentarios