BlogVolver al blog

Cálculos renales: tratamiento depende de tamaño, ubicación y tipo

02 de mayo, 2018 Adultos
Cirugía mínimamente invasiva, percutánea y ondas de choque son algunas alternativas.


Las piedras que se forman en el riñón debido a la acumulación de sustancias que conforman la orina pueden tener distintos tamaños y contenidos. Además, pueden ubicarse en diferentes lugares de las vías urinarias, por lo tanto, el tratamiento para cada cálculo renal es distinto.
 
El doctor Ricardo Susaeta Cantín, urólogo y director del programa de Patología Litiásica en Clínica las Condes, señala que cuando se trata de cálculos pequeños que están en vías de expulsión, se puede manejar el dolor e indicar un tratamiento con fármacos que favorecen la expulsión espontánea de las litiasis.
 
Si esto no ocurre, existen otras posibilidades de remover o destruir el cálculo. Una de ellas es la ureteroscopía. “Se trata de una cirugía endoscópica, mínimamente invasiva y de gran efectividad que normalmente se realiza cuando el cálculo se encuentra en el uréter”, indica el especialista.
 
También se puede realizar cuando la litiasis está en el riñón y, en este caso, se realiza una exploración endoscópica con instrumental flexible y muy fino, se localiza el cálculo y se extrae. Si el cálculo es demasiado grande, se puede recurrir a un láser que rompa el cálculo y luego se retiran los fragmentos.
 
La recuperación tras este procedimiento es rápida, explica el doctor Susaeta y es, además, el tratamiento más efectivo para la mayoría de los cálculos urinarios.
 
Otra alternativa es la cirugía percutánea. “Esta consiste en una punción renal que se realiza por la espalda para crear un estrecho “túnel” por donde se accede al riñón con un instrumento endoscópico especial, se fragmenta el cálculo y se extrae”. dice el urólogo.
 
Menos invasivo, pero no tan efectiva como la ureteroscopía, son las ondas de choque o Litotripsia extracorpórea. “En la espalda del paciente se apoya una máquina que emite ondas de choque para fragmentar el cálculo y así permitir la evacuación de los fragmentos en forma espontánea. La recuperación es rápida y tiene buenos resultados”, señala el doctor Susaeta.
Vista 48854 veces
Leer articulo completo

Noticias relacionadas

Incontinencia Urinaria: un desafío de calidad de vida

12 de diciembre, 2023 Adulto mayor

La Incontinencia Urinaria (IU) es la pérdida involuntaria de orina. Esta condición puede variar desde situaciones menores, como la pérdida ocasional y escasa de orina al toser, hasta casos más graves donde el paciente no logra llegar al baño a tiempo. Esta afección puede tener un impacto significativo en la calidad de vida, pero con el tratamiento adecuado, se puede encontrar solución.

Leer más

Andrología

06 de diciembre, 2023 Adultos

Cuidando la salud sexual y reproductiva de los hombres

Leer más

Comentarios

Comments
Este post actualmente no tiene comentarios