BlogVer todas

Paseos de fin de año: ¿cómo podemos reducir los riesgos de accidentes?

25 de noviembre, 2022 Actividades CLC
Conoce cómo reducir los riesgos y actuar frente a las emergencias más comunes.

Ya sea en el campo, playa o piscina, los paseos de fin de curso son una tradición para dar término al año escolar. Al ser grupos grandes de niños y adolescentes, pueden aumentar las situaciones que ponen en peligro su seguridad y que son bastante comunes en este tipo de actividades, así lo afirma el doctor Francisco Marino, jefe técnico de la Urgencia Pediátrica de Clínica Las Condes: “dependiendo de la edad, existirá una mayor prevalencia a determinados accidentes, así las caídas o traumatismos serán una causa importante de estos, como también aquellos relacionados a actividades dentro o cerca del agua”. Por esto, una buena planificación, puede proveer mayor seguridad tanto a los niños como a los adultos cuidadores y estar preparados para reaccionar de forma eficaz ante una emergencia.

Poner atención a las actividades

Los profesores, padres, cuidadores o adultos a cargo en el paseo deben estar atentos en todo momento a las actividades que estarán realizando los niños, ya que todas suponen algún tipo de peligro, como lo son aquellas relacionadas con el agua. “En estas fechas, este tipo de accidentes empiezan a cobrar una gran relevancia, tanto por la incidencia en que se pueden presentar, como por las terribles secuelas físicas, familiares y sociales que pueden ocasionar.  Como recomendación, jamás debemos dejar a nuestros hijos solos ni lejos de vista (al estar en el agua, no más de un brazo de distancia), siempre debemos preocuparnos de contar con los elementos de seguridad necesarios como dispositivos de flotación, saber y conocer los elementos de seguridad externos (rejas de piscina), y conocer otros elementos que pueden ser peligrosos (filtros o roqueríos), enseñándoles a evitar también actividades riesgosas como los clavados o piqueros”. También agrega que hay que prestar especial atención en todas aquellas relacionadas al aire libre, como mountain bike y trekking; donde se podrán presentar caídas, heridas y otros traumatismos, además se debe enfatizar el uso de casco y otros elementos protectores.

¿Cómo actuar en los accidentes?

Heridas: son lesiones que rompen la piel u otros tejidos del cuerpo. Estas incluyen cortaduras, arañazos y picaduras en la piel. Hay distintos grados de heridas, pero las heridas menores, no suelen ser graves, aunque es fundamental limpiar la piel de la zona afectada para evitar consecuencias a futuro, como lo explica el especialista: “debemos recordar que la piel es un órgano, en la cual una de sus funciones es ser una barrera protectora, y que, frente a una herida, esta pierde su continuidad, quedando expuesta a agentes contaminantes, pudiendo además, presentar un sangrado activo. Así, lo primero, es siempre mantener la calma, buscar nuestro botiquín previamente preparado y utilizar el suero fisiológico para irrigar y limpiar la herida, así, se extraerá con la presión del suero, cualquier agente externo. Posterior a esto, con una gasa o en el caso de no tener, con un pañuelo recién planchado, presionar firmemente por al menos 5 minutos con el fin de detener el sangrado. Luego, colocar un parche”.

Luxación: Es una separación de dos huesos donde se encuentran en una articulación. “En el caso de una luxación, es importante no realizar ninguna maniobra, inmovilizar la extremidad, tomar dosis de analgésico y acudir al servicio de urgencia más cercano”.

Emergencias:  En estas situaciones más complejas, es importante que todos los adultos a cargo estén comunicados y mantengan a la mano los números de emergencia, tanto de rescate como de los apoderados. Con esto, se podrán activar las redes de apoyo y comunicarse inmediatamente con un servicio de urgencia. También el doctor destaca que, si hubo un accidente traumático con un golpe a nivel de cráneo, no moverlo y en el caso de que el accidentado se encuentre con un casco, nunca extraerlo ni movilizar al paciente, esto con el fin de evitar provocar un daño mayor al realizar movimientos por personal no entrenado.

“No olvidemos que ninguna medida externa de seguridad, podrá reemplazar nuestro cuidado y vigilancia que como padres debemos siempre entregar” finaliza el doctor Francisco Marino.

Lo que debe contener un botiquín:

Un botiquín es necesario en todas las actividades que realicemos. En el caso de los paseos de colegio, es fundamental que los adultos se hagan cargo de este ítem: “como en cualquier actividad o salida, la preparación es fundamental, llevar y equipar nuestro botiquín con todos los medicamentos que nuestros hijos usen o hayan requerido en forma habitual. No olvidar tampoco bloqueador solar, gorro y lentes.” indica el Dr. Marino.

Elementos que debe contener el botiquín:
 
  • Apósitos.
  • Vendas.
  • Gasas.
  • Tela adhesiva.
  • Tijeras.
  • Inmovilizadores.
  • Coldpack -compresas frías-.
  • Suero fisiológico.
  • Alcohol 70%.
  • Guantes de procedimiento.
  • Medicamentos básicos como: paracetamol, ibuprofeno y antialérgicos.
  • Termómetro.


 
Vista 40 veces
Leer articulo completo

Noticias relacionadas

Comentarios