BlogVolver al blog

Cómo se diagnostica un embarazo tubario

13 de marzo, 2018 Adultos
Las consecuencias de un embarazo ectópico pueden ser graves para la mujer.

El embarazo desarrollado fuera del útero de la mujer puede ser grave. En el caso específico de un huevo que se implanta en una de las trompas de Falopio, y no se trata a tiempo, puede incluso provocar la muerte de esa mujer.

El doctor Carlos Fernández, ginecólogo obstetra de Clínica Las Condes, explica que todo depende del momento del diagnóstico y del tratamiento que se deba realizar, sin embargo, es necesario consultar a tiempo ante cualquier signo.
 

Se sospecha de un embarazo tubario cuando hay atraso menstrual, un sangrado anormal, generalmente escaso (metrorragia) y dolor abdominal.



El diagnóstico se realiza con los síntomas clínicos que refiere la paciente, además de exámenes de laboratorio que incluyen la determinación de la hormona gonadotrofina coriónica (HCG), que es la que indica embarazo, además de una ecografía ginecológica.

Es este examen de imagen la que muestra la presencia del embarazo en la trompa y/o evidencia líquido libre (sangre) en la cavidad pélvica en ausencia de embarazo intrauterino que sería lo normal. “En presencia de estos hallazgos, la confirmación y tratamiento del embarazo tubario es a través de una laparoscopia”, señala el especialista.

Cabe mencionar que si este tipo de embarazo no se diagnostica a tiempo puede tener graves consecuencias para la mujer, desde hemorragia interna (con anemia aguda, hipovolemia), shock e incluso la muerte.

“Cuando la sospecha clínica está bien fundada y el embarazo ectópico (fuera del útero) se diagnostica en etapa temprana, se puede optar por un tratamiento con medicamento que detenga el crecimiento celular y se realiza un control estricto en el que se mida periódicamente la hormona HCG y se realicen ecografías para comprobar su desaparición”, dice el doctor Fernández.

¿Cuándo se indica cirugía para un embarazo tubario?

Según el especialista, la cirugía es perentoria en casos más avanzados o cuando hay síntomas o signos que sugieren un embarazo tubario complicado. “Cuando se ha producido ruptura de la trompa con sangrado interno, lo que se manifiesta por dolor agudo y anemia progresiva que la puede llevar a un estado de shock hipovolémico, es decir, con disminución del volumen de sangre circulante”, indica el ginecólogo.

Si la paciente está estable, se puede esperar un tiempo de ayuno para realizar la cirugía en pabellón, con anestesia general e idealmente, mediante laparoscopía y así extraer el embarazo ectópico. Tras el procedimiento, al igual que en el tratamiento con medicamento, se debe hacer un seguimiento con HCG y ecografía. “En otras ocasiones se puede intentar salvar la trompa haciendo una incisión sobre el segmento donde se encuentra el embarazo tubario. Si no sangra excesivamente se puede extraer el embarazo y así conservar la trompa, sin embargo, si no se logra controlar el sangrado, es necesario extirparla parcial o totalmente”, señala el doctor Fernández.

Si el diagnóstico fue tardío, y la trompa se rompió, en la cirugía se controla la hemorragia y se extirpa el embarazo tubario junto con la trompa afectada.

Vista 8079 veces
Leer articulo completo

Noticias relacionadas

Histerectomía laparoscópica: menos dolor, rápida recuperación

17 de octubre, 2018 Tratamiento y Recuperación

Extracción del útero con la técnica permite una intervención más precisa.

Leer más

Principal riesgo en el embarazo son enfermedades en la madre

17 de octubre, 2018 Maternidad

Con la mejora en el sistema de salud han bajado las muertes fetales y neonatales. Sin embargo, en la actualidad las enfermedades de la madre siguen preocupando.

Leer más

Comentarios

Comments
Este post actualmente no tiene comentarios