BlogVolver al blog

Infección urinaria en el embarazo

11 de mayo, 2018
La infección del tracto urinario es una de las enfermedades infecciosas más comunes durante el embarazo. Lo importante, es consultar con un especialista a tiempo para que no se transforme en una pielonefritis.


La infección urinaria es un trastorno que afecta mayormente a las mujeres, sobre todo durante el embarazo. Su frecuencia está entre un 3 y un 12% de la población general, por lo que es recomendable estar atento a sus síntomas.
 
Según explica el doctor Rogelio González, ginecólogo obstetra y experto en Medicina Materno Fetal de Clínica Las Condes, “existen tres tipos de infección urinaria que son la bacteriura asintomática, la cistitis o infección urinaria baja y la pielonefritis aguda”.
 
El diagnóstico de cualquiera de sus tipos se realiza revisando los síntomas que son micción dolorosa, sensación de ardor al orinar, necesidad de orinar con más frecuencia, orina turbia y maloliente o dolor en la parte baja de la pelvis. “Conociendo estos síntomas, debemos ratificarlo con un análisis de sedimento de orina y el urocultivo”, agrega el especialista.
 
Cabe mencionar que, si la infección tiene lugar en los riñones, es decir, una pielonefritis, los síntomas que se suman son escalofríos, fiebre, dolor de espalda, vómitos y debilidad. “Ante la presencia de estas señales es fundamental consultar con el ginecólogo obstetra o, bien, acudir al Servicio de Urgencia para no empeorar el cuadro de infección”, dice el doctor González.
 

Causas de la infección urinaria


 
Aunque existen distintas causas de la infección urinaria durante el embarazo, el gran porcentaje de los casos se desarrolla por la exposición a la colonización de patógenos urinarios provenientes de la flora rectal, como la Escherichia Coli. Por otro lado, el elevado nivel de la hormona progesterona relaja el tono muscular de los uréteres, asociado a cierto impedimento mecánico propio del embarazo, el que produce un aumento del residuo urinario y disminuye su vaciamiento. 
 
“Episodios repetidos de infección, historia de abortos, diabetes, existencia de litiasis o malformación de la vía urinaria pueden ser factores de riesgo en el embarazo, por lo que es importante darle un seguimiento mayor a las pacientes que presentan estas características”, agrega el especialista Materno Fetal.
 

Pielonefritis aguda


 
Corresponde a la infección urinaria más grave y puede constituir incluso una causa de muerte si se complica con sepsis o insuficiencia renal. “Representa un riesgo para la mamá y el niño, por lo que en casos más graves es necesario hospitalizar a la paciente con el fin de administrar bien el tratamiento y darle un seguimiento a ella y su hijo”, manifiesta el doctor.
 
La pielonefritis se asocia a parto prematuro, por lo que se debe iniciar un tratamiento antibiótico con el fin de prevenir estas complicaciones. “Con un correcto tratamiento evitamos complicaciones como prematurez, aborto o recién nacido con bajo peso”, indica el doctor González.
 

¿Cómo evitar la infección urinaria?

  • Toma mucha agua.
  • No te aguantes las ganas de ir al baño.
  • Mantén limpia el área genital.
  • Evita los jabones fuertes, solo aseos externos por escurrimiento
  • Usa ropa de algodón y no prendas sintéticas.
Vista 32483 veces
Leer articulo completo

Noticias relacionadas

Obesidad en el embarazo y sus riesgos

14 de julio, 2020 Unidad de Medicina Reproductiva

La obesidad es una enfermedad que sigue creciendo a nivel mundial y en embarazadas puede tener riesgos. ¿Cuáles son?

Leer más

¿Qué es la insuficiencia placentaria?

10 de julio, 2020 Tratamiento y Recuperación

Se trata de una complicación poco común del embarazo, pero capaz de causar crecimiento intrauterino retardado, parto prematuro o, incluso, la muerte fetal. ¿Cómo se diagnostica y cuál es su tratamiento?

Leer más

Comentarios

Comments
Este post actualmente no tiene comentarios