BlogVolver al blog

La primera menstruación

05 de mayo, 2017 Adolescentes
Es uno de los hitos más importantes en la vida de cualquier niña. Y como padres tenemos la tarea de hablarles sobre el tema para evitar experiencias negativas frente a un proceso tan natural.


"Desde muy chica me empezaron a explicar todo lo que sucedía. Mi mamá siempre me hablaba sobre la importancia de la primera menstruación, lo que me iba a pasar, lo que tenía que hacer. Era tan normal, que el día que me tocó a mí, me sentí súper tranquila”, recuerda Ignacia (16 años).

Para la ginecóloga de Clínica Las Condes, Carolina Schulin-Zeuthen, es indispensable conversar estos temas con las hijas previo a que ocurran los cambios. “Es de bastante utilidad considerar la vivencia materna para hablar de la menarquia, explicar la importancia de la menstruación en relación a la fertilidad, brindar apoyo, escuchar, responder las dudas y demostrarles que es un proceso natural”. De esta manera, las adolescentes no se van a sentir sorprendidas cuando les llegue “la regla” por primera vez.

Con la menarquia comienza una nueva etapa, en la que se deja de lado la pubertad para pasar a ser una “mujercita”. Esta situación genera tanto cambios físicos como sicológicos en las niñas y es señal de que su organismo ya está sexualmente maduro y es capaz de reproducirse. Las adolescentes comienzan a experimentar el crecimiento acelerado en talla (estirón puberal), presentan aumento mamario y la aparición de vello púbico y axilar. Además, es muy probable que sufran algunos cambios emocionales y conductuales.

El carácter atraviesa por etapas de inestabilidad; pasa rápidamente del llanto a la alegría y de la exaltación al ostracismo, sin motivo aparente.

 

 

¿Qué sucede?

 

En Chile, la edad promedio en que se manifiesta la primera menstruación es a partir de los 12 años y medio, pero puede presentarse desde los 10 a los 14 años. “Existe un componente tanto racial como genético en la edad de la menarquia. Las pacientes con sobrepeso pueden adelantar su primera menstruación y niñas obesas o desnutridas pueden tener un retraso de ella. Así también, realizar deporte en exceso puede retardarla”, señala la ginecóloga.

La menstruación se produce por una descamación de la capa más superficial del endometrio (capa interna del útero) en respuesta a los cambios hormonales inducidos por la ovulación. Es parte del ciclo reproductor femenino, donde la mujer adquiere la madurez sexual. Este proceso dura alrededor de 3 a 7 días y se presenta aproximadamente cada 28 días. Sin embargo, en las adolescentes los primeros ciclos menstruales pueden ser muy variados, sobre todo en los primeros dos años postmenarquia, dado que hay irregularidad en la ovulación.
 

Para tener en cuenta

 
  • Es muy importante fomentar el hábito de la ducha diaria.
  • El cambio de toallas higiénicas debe ser frecuente.
  • No se deben usar jabones en las zonas genitales.
  • Evitar el uso de protectores diarios dado que pueden producir irritación en la piel de los genitales.
 

Actitud de los padres

 

Es muy importante que los padres hablen con sus hijas antes de que ocurran los cambios. Hay que explicarles qué les ocurrirá y por qué. Se debe tomar como un proceso natural. Hay que apoyar a las hijas a aceptar los cambios. Es importante acoger las preocupaciones de las niñas. Darles consejos prácticos para la higiene en este periodo.



Con la colaboración del Departamento de Ginecología de Clínica Las Condes.
Vista 48451 veces
Leer articulo completo

Noticias relacionadas

Niños y variante Delta de Covid-19 ¿Cómo protegerlos?

30 de junio, 2021 Niños

El mayor nivel de contagiosidad de la nueva variante del virus SARS-COV-2, causante de la pandemia de COVID-19 que estamos viviendo, y bautizada como DELTA por la OMS ha generado un mayor nivel de preocupación por parte de la población, especialmente por los niños que todavía no están considerados dentro de la vacunación contra esta enfermedad.

Leer más

Día del padre: consejos para disfrutar la paternidad

18 de junio, 2021 Tratamiento y Recuperación

Nadie nos enseña a ser padres, tampoco existe una receta para no equivocarse en este proceso. Sin embargo, al enfrentar la paternidad un buen comienzo es reflexionar sobre cómo fue la propia relación con nuestra figura paterna para que desde allí, podamos rescatar lo que se tuvo y lo que queremos que nuestros hijos reciban, y al mismo tiempo, considerar también, aquello que nos gustaría modificar y no queremos repetir.

Leer más

Comentarios

Comments
Este post actualmente no tiene comentarios