BlogVolver al blog

niño obeso

Obesidad infantil y cuarentena, ¿cómo enfrentar la otra pandemia?

18 de agosto, 2020 Niños
Con los altos índices de sobrepeso y obesidad que existen en nuestro país, es fundamental mantener hábitos saludables durante los períodos de aislamiento para evitar graves problemas a la salud.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la obesidad infantil es uno de los problemas de salud pública más graves del siglo XXI, algo que podría acentuarse aún más en tiempos de pandemia, cuando los niños han dejado de ir al colegio y las medidas de aislamiento tampoco favorecen la realización de actividad física.
 
De hecho, según un artículo publicado en la revista Obesity Society, replicado por la Sociedad Chilena de Obesidad, científicos de salud pública norteamericanos han mostrado su preocupación por las consecuencias a largo plazo que podría tener el aumento de peso en los niños durante la crisis del Covid-19. Esto, porque hay datos que afirman que los menores experimentan un aumento de peso poco saludable durante los períodos de tiempo sin ir a clases. Si a esto se suma un incremento en las horas que pasan frente a las pantallas y en otras actividades sedentarias, la combinación puede resultar realmente preocupante, también en nuestro país.
 
Por otro lado, según los datos entregados a fines del año pasado en el primer Atlas de la Obesidad Infantil realizado por la Federación Mundial de Obesidad, en Chile habrán más de 774 mil niños y adolescentes obesos en los próximos 10 años, lo que significa que 1 de cada 4 menores de 19 años sufrirá esta condición.
 
En este contexto, la mayor preocupación de los especialistas radica en que los niños obesos y con sobrepeso, por lo general, lo siguen siendo en la edad adulta, con todos los problemas de salud que eso significa.

“Estos menores tienen mayores probabilidades de desarrollar enfermedades como diabetes o hipertensión en el futuro”, explica el doctor Camilo Boza, jefe del Centro de Nutrición y Cirugía Bariátrica de Clínica Las Condes.

Por eso, si bien las causas de la obesidad son multifactoriales, los expertos insisten en la importancia de educar a los niños en torno a hábitos saludables desde que son muy pequeños y recalcan la importancia del rol que tienen los padres, sobre todo en el contexto de aislamiento que hemos estado viviendo este último tiempo.
 
En este sentido, permanecer más horas dentro de la casa incluso se puede convertir en una oportunidad para generar nuevos hábitos y fomentar la actividad física, aunque sólo sean unos pocos minutos al día y en un espacio reducido.
 

“Los papás tienen la responsabilidad de enseñar a través del ejemplo, manteniendo una alimentación saludable y realizando alguna actividad física en la medida de lo posible.”

— Dr. Camilo Boza.


Comer inteligente y activarse

 
 
Porciones inadecuadas y una mala elección de los alimentos son algunas de las causas más comunes de este problema que crece a pasos agigantados. Sin embargo, según explica la doctora Ximena Raimannnutrióloga infantil de Clínica Las Condes, es importante tomar en cuenta que las dietas restrictivas en los menores de edad no están recomendadas, ya que ellos se encuentran en una etapa de desarrollo y crecimiento, por lo que necesitan una alimentación equilibrada en cuanto a nutrientes y vitaminas para alcanzar su óptimo potencial.
 
Como guía, la Organización Mundial de la Salud entrega las siguientes recomendaciones generales para mantener hábitos saludables:
 
  • Aumentar el consumo de frutas y verduras, legumbres, cereales integrales y frutos secos.
  • Reducir la ingesta total de grasas y sustituir las saturadas por las insaturadas.
  • Reducir la ingesta de azúcares.
  • Mantener la actividad física: realizar un mínimo de 60 minutos diarios de intensidad moderada o fuerte que sea adecuada para la fase de desarrollo y que incluya diversas actividades.
 
Si bien, para algunos este último punto puede ser difícil de seguir durante el aislamiento, es importante mantener algún tipo de actividad, aunque sea a través del juego.
 
En el sitio web del Ministerio del Deporte comparten algunas ideas para trabajar el aspecto físico y psicomotor de los niños más pequeños en espacios reducidos:
 
1. Globo en el aire
 
  • Infla un globo y lánzalo al aire.
  • Golpéalo con diferentes partes del cuerpo para que no caiga al suelo.
  • No puedes repetir la misma parte del cuerpo.
  • Se puede jugar solo o con más personas.
  • Es más difícil si el globo tiene menos aire o si le pones algo adentro (porotos o lentejas).
 
2. Cuerda floja de calcetines
 
  • Busca calcetines de diferentes colores, estíralos y haz una fila en el suelo con ellos.
  • Camina sobre los calcetines pisándolos todos, como si fuera una cuerda floja.
  • Cuando pises los calcetines debes decir su color o algo que tenga ese color.
 
3. Rompe burbujas
 
  • Haz burbujas con shampoo o jabón.
  • Cuenta cuántas burbujas puedes romper en 30 segundos tocándolas solo con una parte del cuerpo.
  • Anda cambiando las partes del cuerpo, por ejemplo, manos, codos, nariz, rodillas o pies.
 
4. Competencia de pararse y sentarse en un pie
 
  • Pon dos sillas, una al frente de la otra, separadas por más de 1 metro.
  • Dos personas se paran de frente y compiten en quién se para y sienta más veces en un pie.
  • Hacerlo por 30 segundos y luego alternar los pies al momento de pararse.
  • Repetir 3 veces y sumar el número de veces que se pararon, gana el que más veces se paró.
 
Para los más grandes, existen en Internet numerosas aplicaciones y sitios web con rutinas de ejercicios para hacer en casa -muchos de ellos en forma gratuita-, lo que también se puede convertir en una oportunidad para que los padres motiven a sus hijos e incluso puedan practicar juntos alguna actividad deportiva.
 
 

Principales causas de la obesidad infantil

 
  • Alimentación inadecuada, ya sea por ingesta de alimentos altos en grasas o azúcares.
  • Grandes porciones que aumentan la cantidad de calorías por sobre las que se necesita.
  • Ingesta desordenada. Es decir, alimentación sin horario fijo.
  • Falta de actividad física.
 

Consecuencias de una vida poco saludable en la infancia

 
 
La obesidad infantil se asocia a una mayor probabilidad de muerte y discapacidad prematuras en la edad adulta, además de padecer a edades más tempranas enfermedades no transmisibles como:
 
  • Enfermedades cardiovasculares, principalmente cardiopatías y accidentes vasculares cerebrales.
  • Diabetes.
  • Trastornos del aparato locomotor, especialmente artrosis.
  • Ciertos tipos de cáncer como de endometrio, mama y colon.
Fuente: OMS
 
 

Cirugía bariátrica en la adolescencia

 
 
Los especialistas insisten en que la mejor forma de evitar la obesidad en esta edad es la prevención y la educación desde los primeros años de vida. Sin embargo, si el problema ya está instalado, la cirugía bariátrica puede ser una opción, teniendo en cuenta que se necesita un gran compromiso de parte del paciente y su familia.
 
“En ciertos casos de obesidad mórbida en adolescentes puede ser malo seguir atrasando la indicación de cirugía, ya que uno de los grandes daños que se produce con la obesidad es la baja autoestima y los trastornos en la formación de la personalidad del paciente, además de estar asociado a otras enfermedades. Sin embargo, esto hay que hacerlo con mucho cuidado y estudiar cada caso en particular, ya que los adolescentes pueden tener mayor dificultad para adaptarse al tratamiento y seguir las indicaciones, lo que puede significar que no se logren los resultados esperados y se pierdan la oportunidad”, dice el doctor Camilo Boza.
 
Por eso es fundamental que estos pacientes cuenten con el apoyo de un equipo multidisciplinario y de su red familiar.
 
 

¿Sabías qué?

 
 
Cuando ambos padres tienen sobrepeso, existe un 80% de probabilidades de que sus hijos sean obesos.
Vista 954 veces
Leer articulo completo

Noticias relacionadas

Trasplantes en pandemia: Un año complejo para la donación de órganos

24 de septiembre, 2020 Tratamiento y Recuperación

Este 27 de septiembre se celebra el Día Nacional del Donante de Órganos, conmemoración que este 2020 se realiza en un contexto marcado por una baja considerable en el número de trasplantes a causa del COVID-19. ¿Qué cuidados deben tener los pacientes y cuáles son los consejos del equipo del Centro de Trasplantes?

Leer más

Horarios de consultas por Coronavirus

24 de agosto, 2020 Por ti vamos más allá

Conoce nuestros nuevos horarios, diseñados especialmente para mejorar el servicio con toda la seguridad necesaria por la pandemia COVID-19.

Leer más

Comentarios

Comments
Este post actualmente no tiene comentarios