Mi Clínica
 

Si desea crear su cuenta de acceso debe dirigirse a cualquier módulo de informaciones para solicitar su clave.

 
 
logo clc
  logo clc
Centro de Nutrición y Bariátrica

Etiquetado Nutricional

Etiquetado Nutricional

En la medida que un país progresa en su nivel de desarrollo, es afectado por enfermedades propias del nuevo estilo de vida. Es así, como países en vías de desarrollo como el nuestro han presentado un aumento significativo y preocupante de enfermedades crónicas como la obesidad, la diabetes, la dislipidemia (aumento de los niveles de colesterol), entre otros.

La OMS y la FAO, promueven que los gobiernos tomen acciones concretas para favorecer la educación de la población en cuánto a un estilo de vida saludable y, específicamente, a una alimentación saludable. Es así como la información nutricional de los alimentos ha surgido como una herramienta educativa en cuanto a la calidad de los alimentos consumidos a diario.

En Chile, en el año 1995, el Ministerio de Salud inició en Chile un programa para implementar el Etiquetado Nutricional de los Alimentos, el cual se realizó en dos etapas. Primero, se exigió un etiquetado nutricional obligatorio para todo alimento que declare propiedades nutricionales y/o saludables. Una vez cumplido esto, la segunda etapa se realizó en el año 1995, y consistió en exigir un etiquetado nutricional obligatorio para todo alimento que sea comercializado envasado. Con fecha 06-05-2005, se publicó en el Diario Oficial el decreto supremo N° 57 de 16.02.05, que modificó al decreto supremo N° 977/96, ambos del Ministerio de Salud, a través del cual se modificó el Reglamento Sanitario de los Alimentos, incorporando la obligatoriedad de incluir en el rótulo de todos los productos alimenticios que se comercializan envasados, "etiquetado nutricional".

En este etiquetado, la información nutricional, puede ir acompañada de mensajes nutricionales, los que están respaldados por la evidencia médica y/o por consenso científico, de tal forma que es una poderosa herramienta para promover una alimentación saludable y en ayudar en el tratamiento de enfermedades como las cardiovasculares, la hipertensión, la Hipercolesterolemia, entre otras.

El etiquetado nutricional de los alimentos es la información referida al contenido de nutrientes de estos, con la finalidad que el consumidor conozca las características nutricionales de lo que come.

Los objetivos del etiquetado nutricional son:

  1. Ayudar al consumidor en la selección de los alimentos.
  2. Incentivar a la industria a mejorar la calidad nutricional de los productos alimenticios.
  3. Facilitar el comercio de alimentos ya sea para importación como para exportación.

El etiquetado nutricional comprende la declaración de:

1. Propiedades saludables

a. Son mensajes que relacionan los alimentos o componentes de los alimentos con una condición de salud de las personas.

b. Las asociaciones permitidas son las siguientes:

i. Grasa saturada, colesterol y enfermedades cardiovasculares.

ii. Grasa total y cáncer.

iii. Calcio y osteoporosis.

iv. Sodio e hipertensión arterial.

v. Dietas bajas en grasa y ricas en fibra dietética contenidas en frutas, verduras, leguminosas, cereales integrales y su relación con cáncer.

vi. Fibra dietética y riesgo de enfermedad cardiovascular.

vii. Frutas, verduras y cáncer.

viii. Anemia nutricional y hierro.

ix. Ácido fólico y defectos del tubo neural.

x. Lactobacillus Spp., Bifidobacterium y otros lactobacillus específicos y flora intestinal.

xi. Fitoesteroles, fitoestanoles y enfermedades cardiovasculares.

2. Declaración de nutrientes

a. Es la información relacionada al aporte de energía (expresado en calorías), de Macronutrientes (en gramos) como proteínas, hidratos de carbono, grasa, y de vitaminas y minerales (en DRI o Dosis Diaria de Referencia) que contienen los alimentos.

b. En aquellos productos cuyo contenido total de grasa sea igual o mayor a 3 gramos por poción de consumo habitual, deberán declararse, además de la grasa total, las cantidades de ácidos grasos saturados, Trans, monoinsaturados, poli insaturados y colesterol.

3. Propiedades nutricionales

a. Son mensajes en que se destaca el contenido de nutrientes, fibra o colesterol. Debe declararse la cantidad de cualquier otro nutriente, fibra dietética o colesterol acerca del cual se haga una declaración de propiedad nutricional o saludable.

b. También se debe señalar la cantidad de sodio en miligramos, declaración que debe corresponder al sodio presente en forma natural en el alimento o al sodio agregado o a la sumatoria de ambos. En los alimentos que contengan una cantidad igual o menor a 35 mg de sodio por porción de consumo habitual, se aceptará en forma excepcional que este se declare en forma relativa. Este grupo de alimentos puede poseer declarado el contenido de sodio como = a 35 mg.

La información nutricional se expresa por 100 gramos o 100 ml del producto, y por porción de consumo habitual.

Tabla 1. Consumo de edulcorantes según la Ingesta Diaria Admisible

Edulcorante IDA (mg/kg/día)
Acesulfamo de potasio 0-15
Alitamo 0-1
Aspartamo 0-40
Ciclamato de sodio y de calcio 0-11
Sacarina 0-5
Sucralosa 0-15

Para llamar la atención sobre características nutricionales de un producto sólo está permitido colocar los descriptores nutricionales que cumplan con el Reglamento Sanitario de los Alimentos, los que se describen a continuación (ver tabla 2):

  • Libre.
  • Bajo aporte.
  • Liviano.
  • Reducido.
  • Extra magro.
  • Muy bajo en sodio.
  • Buena fuente.
  • Alto.
  • Fortificado.

Tabla 2. Descriptores Nutricionales

Nutriente Libre Bajo Liviano Reducido Extra magro
Calorías < 5 kcal < 40 kcal -50% que alimento original -25% que alimento original Sólo aplicable a carnes
Grasas < 0,5 grs. < 3 grs. -50% que alimento original -25% que alimento original Máximo 5 grs.
Grasas saturadas < 0,5 grs.
< 0,5 grs de ácidos grasos trans
< 1 gr.
< 15% del contenido calórico total
    Máximo 2 grs.
Colesterol < 2 mg. < 20 mg. -50% que alimento original -25% que alimento original Máximo 95 mg.
Azúcar < 0,5 mg.        
Sodio < 5 mg. < 140 mg -50% que alimento original    
  • Buena fuente:
    El alimento original, sin modificación, posee entre un 10 a 20% más de la dosis diaria de referencia de un nutriente específico o de fibra dietética.
  • Alto:
    El alimento original, sin modificación, posee 20% o más de la dosis diaria de referencia de un nutriente específico o de fibra dietética.
  • Fortificado:
    Al alimento se le agrega 10% o más de la dosis diaria de referencia.
    Seleccione aquellos que son buena fuente de minerales o vitaminas (calcio, hierro, ácido fólico, vitamina A, D, o E y fibra)

Con Relación al uso de educolorantes, el reglamento del etiquetado nutricional exige que:

Sea señalado en forma destacada el uso de aditivos y la cantidad de edulcorante por porción de consumo habitual, por 100 g o por 100 ml de producto alimenticio.

Se señale para cada edulcorante los valores de Ingesta Diaria Admisible (IDA) en mg/kg de peso corporal, según las recomendaciones de FAO/OMS (ver tabla 1).

Cuando se use aspartamo se indique en la rotulación en forma destacada la advertencia para que no sea consumido por personas que padecen fenilcetonuria "Fenilcetonúricos; contiene fenilalanina".

Alimentos "Diet o Light"

Son alimentos en que el azúcar ha sido reemplazado por otros edulcorantes. Los términos como “Diet” y “Light”, son nombres de fantasía que sugieren una propiedad nutricional. Por lo tanto, en los alimentos que se usen estos términos se deberá indicar en la rotulación el descriptor nutricional que le corresponda. Así, al señalar en un alimento las palabras Diet o Light no es específico en sí mismo, por lo que el alimento podrá ser libre, bajo, liviano o reducido en calorías, grasas, colesterol, sodio o azúcares. Es decir, los conceptos de “Diet o Light” pueden tener una gran variedad de significados nutricionales, por lo tanto la recomendación es leer la etiqueta de los alimentos, comparar el aporte de nutrientes por 100 gr o por 100 ml según corresponda, por la porción de consumo habitual y buscar el descriptor nutricional oficial, el cual tiene parámetros definidos (ver tabla 2).

Por lo anterior, la exigencia a las empresa de alimentos es que utilicen los descriptores aprobados (tabla 2) que están definidos en el Reglamento Sanitario de los Alimentos, ya que el consumidor le podría atribuir a los productos Diet o Light características que no necesariamente poseen, y muchas veces se puede generar falsas expectativas de lo que se está consumiendo.

Nueva forma de expresar la composición de los alimentos: GDA

Es muy probable que en los últimos meses usted haya observado que en el etiquetado de algunos alimentos está presente una forma distinta de expresar el aporte nutricional. El formato es de óvalos que representan las calorías, las grasas totales, las grasas saturadas, los azúcares y el sodio. Cada uno de estos óvalos posee dos partes: una expresa la cantidad del nutriente, y en otra área del mismo, se señala el porcentaje que corresponde este aporte con respecto al consumo diario recomendado para el día en un adulto medio (hombre o mujer, con peso normal y de actividad física promedio, es decir 2000 calorías, 230 gramos de carbohidratos, de los cuales 45 son de proteínas, 90 gr son de azúcares, 70 gr de grasa, de los cuales 20 gr son de grasas saturadas, 24 gr de fibra y 2,4 gr de sodio equivalentes a 6 gr de sal). La idea de este tipo de diseño, es que con una mirada rápida, el consumidor se entere de lo que va a comprar y consumir.

Este sistema es utilizado en muchas partes del mundo (27 países de la unión europea) y es de interés de las principales industrias alimentarias, por lo que es probable que cada vez sea más frecuente su empleo. Es por eso que la industria alimentaria, asociada en Chilealimentos, lanzó la campaña Chile Crece Sano, la que incluye el etiquetado nutricional antes señalado. El Ministerio de Salud ha propuesto una alternativa distinta, graficado como un semáforo, que si bien es explicativo, tiene el problema de estigmatizar ciertos alimentos.

En resumen, te damos las siguientes recomendaciones:

  1. Lea atentamente el etiquetado de los alimentos de consumo habitual.
  2. Compare productos y seleccione el de más bajo contenido de calorías y de grasas (Menos de 3 grs).
  3. Seleccione aquellos de bajo contenido de sodio.
  4. Observar la fecha de elaboración y de vencimiento del producto.
  5. Evalúe los ingredientes, aditivos y edulcorantes de los alimentos, evite la fructosa.
  6. Lea el mensaje nutricional o saludable de los alimentos.